Estructuras celulares: Eucariotas y Procariotas

Las células se trata de la unidad morfológica y funcional que todo tipo de ser vivo; es conveniente señalar que dichas unidades morfológicas se encuentran divididas a su vez en dos grupos principales dependiendo de su estructura, denominados células eucariotas y células procariotas; aunque suelen ser igualmente conocidas como “eucariontes” y “procariontes”.

Cabe mencionar, además, que estos dos términos (eucariota y procariota) fueron creados por E. Chatton y comenzaron a ser utilizados a inicios del año 1950.

Ahora bien, con el fin de lograr entender los diversos  tipos de células y comprender también sus divisiones, resulta fundamental saber cuál es su definición; por eso, la presentamos a continuación.

Definición de las células procariotas y las eucariotas

Procariota consiste en una palabra proveniente del griego, la cual quiere decir “antes de la nuez”, haciendo referencia al núcleo celular.

Ahora bien, así como deja ver su nombre, las células procariotas se tratan de organismos que no poseen núcleo o estructuras que están definidas a través de membranas. Es importante señalar, asimismo, que la mayor parte de las células procariotas suelen ser unicelulares, sin embargo, existen algunas multicelulares.

Por su parte, aunque el término eucariota es igualmente originario del griego, en este caso quiere decir “verdadera nuez”, lo que significa que este tipo de células si cuentan con un núcleo, y que están definidas mediante una membrana. Se puede decir, en este caso, que las células de las plantas, animales y también de hongos consisten en eucariotas.

¿Cuál es la estructura de las procariotas?

¿Cuál es la estructura de las procariotas?

A nivel estructural, las células procariotas suelen distinguirse por ser las más pequeñas y simples.

Al igual que cualquier célula, se encuentran delimitadas a través de una membrana plasmática, la cual en su parte interna, cuenta con pliegues (denominados invaginaciones), varios de los que se conocen como laminillas y otro que se conoce como mesosoma, el cual se encuentra vinculado a la división de la célula.

Mientras que en su lado externo, este tipo de células se encuentran cubiertas por una pared celular cuyo propósito consiste en proporcionarle protección.

¿Cómo son en su interior? 

La parte interior de las células suele ser conocida como citoplasma. Ahora bien, también hay que señalar que, dentro de la misma, existe una región de mayor densidad denominada nucleoide, en la cual se alberga el material genético mayormente conocido como ADN.

Lo que significa que, el ADN no se encuentra apartado del citoplasma y que, al mismo tiempo, se encuentra vinculado con el mesosoma.

También hay que señalar que en el citoplasma existen igualmente ribosomas, los cuales consisten en estructuras cuyo propósito es la producción de proteínas; en este sentido, se puede decir que las mismas podrían encontrarse libres o presentarse en conjuntos llamados polirribosomas.

¿Cuál es la estructura de las eucariotas?

Por lo general, las células eucariotas suelen ser de mayor tamaño en comparación con las procariotas, y normalmente están presentes dentro de los organismos multicelulares. Asimismo, hay que decir que estas células cuentan, de igual modo, con otros orgánulos aparte de su núcleo.

En este sentido, conviene mencionar que los orgánulos se trata de estructuras que están en el interior del citoplasma, las cuales llevan a cabo un determinado trabajo en la célula.

Así, por ejemplo, los orgánulos conocidos como mitocondrias tienen la función de ofrecer energía a las células, mientras que aquellas denominadas sustancias vacuolas suelen almacenarse dentro de las células, ofreciéndole a las eucariotas la posibilidad de llevar a cabo una mayor cantidad de funciones de las que realizan las células procariotas.

Esta es la razón por la cual se considera que, las células eucariotas cuentan con una especificidad más grande que las procariotas.

¿Qué diferencias existen entre estas dos células?

La mayor diferencia que se puede encontrar entre ambas células consiste en que el material genético en las procariotas no se encuentra aislado del citoplasma, mientras que en las eucariotas el material genético se encuentra organizado a través de cromosomas que cuentan con una membrana que los recubre y aleja del citoplasma.

De igual manera, otra de sus diferencias más destacadas se trata de que las células eucariotas cuenten con un núcleo que a su vez está rodeado por una membrana, al contrario de las células procariotas.

Finalmente, es importante mencionar que el ADN en las células procariotas está ubicado en una región específica del citoplasma, conocida como nucleoide, al contrario de lo que ocurre con las eucariotas en las que la información genética está albergada dentro del núcleo.

Deja un comentario